Estufa butano

Estufa butano

Si estás buscando una estufa butano, en Llacer Hogar te ofrecemos un catálogo extenso de estufas para mantener una temperatura cálida en tu hogar. Nuestra gama de estufas portátiles son ideales como fuente de calor primaria, o también como un complemento para la calefacción central en habitaciones más frías.

Ver más

Además, las estufas portátiles son excelentes para mantener el frío fuera de la habitación. No solo eso, gracias a que utilizan butano como combustible, tienden a ser más versátiles ya que son completamente autónomas. Otra ventaja es que no requieren de una fuente externa de combustible, ni tampoco requieren ser conectados a la electricidad o baterías.

La mejor parte es que puedes colocar las estufas butano en cualquier lugar, incluso en áreas remotas como el cobertizo del jardín, o el garaje. Incluso, la mayoría de las estufas que funcionan con butano, cuentan con ruedas para permitir más fácilmente su movimiento.

También hay que decir que este tipo de estufas son esenciales en áreas propensas a cortes de energía, o como fuente de calor de emergencia en caso de que el sistema central de calefacción deja de funcionar.

¿Por qué es una buena idea comprar una estufa butano?

Aquí en Llacer Hogar consideramos que todos los hogares deben contar con al menos una estufa butano. Es importante disponer de una estufa como esta, sobre todo como respaldo de emergencia en caso de que se interrumpa el suministro de energía durante la época de invierno.

Si se presenta un corte de energía en el hogar, el sistema de calefacción central dejará de funcionar, ya que las bombas de circulación requieren electricidad. Además, es muy común que durante el clima tormentoso y frío, se presente una inundación de agua que contamine las tuberías de gas, y con ello provocar el corte de suministro.

Y en caso de que tu hogar se encuentre en riesgo de inundación, es recomendable mantener una estufa butano en el piso de arriba, o en un lugar alto para que el calor siga circulando. Por supuesto, la estufa de butano también es recomendable para calentar habitaciones pequeñas, o áreas a donde el calor de la calefacción central no llega.

¿Cómo funciona la estufa butano?

Las estufas portátiles de butano también se denominan calentadores de gas calórico, y como se mencionaba anteriormente, no requieren una conexión a una fuente de energía externa. Esto significa que su funcionamiento es autónomo, y únicamente requiere de una botella de gas butano, que se conecta directamente al quemador de la estufa.

La instalación típica de una estufa butano incluye el gabinete calentador, una botella de gas butano, además de un regulador y una manguera. La botella de gas butano usualmente se encuentra en la parte posterior de la estufa. El regulador está conectado a la botella a través de un simple ajuste de presión con una palanca de bloqueo en la parte lateral del gabinete.

La función del regulador es la de alimentar el gas butano al quemador mediante una manguera. El regulador es el que se asegura que el gas llegue directamente al quemador a una presión uniforme predeterminada. Para encender la estufa butano solo hay que presionar un botón que provoca una chispa.

En la mayoría de las estufas de butano, este es un mecanismo piezoeléctrico, por lo que no se requieren baterías, ni tampoco una llama externa. Debido a que son muy fáciles de usar y no requieren de un ajuste especial, son el tipo de estufas más versátiles y populares en muchas partes del mundo.

Por otra parte, una estufa butano de tamaño completo, sin la botella de gas, pesa aproximadamente 13 kg. Esto significa que es lo suficientemente liviano para moverlo utilizando las ruedas.

Además, las estufas butano más modernas, incluyen un sistema de detección de oxígeno. Por lo tanto, si el nivel de oxígeno en la habitación es inseguro, la estufa se apagará automáticamente.

Aspectos a considerar al escoger una estufa butano

Una estufa butano es una gran solución para calentar grandes espacios de forma rápida y eficiente. Sin embargo, es importante considerar algunos aspectos para tener la certeza de que has elegido la mejor estufa portátil butano.

Además, necesitas considerar tus necesidades de calefacción en cada una de las habitaciones de tu hogar. También tener en cuenta si ya dispones de un sistema de calefacción central o aparatos de aire acondicionado, y solo buscas una estufa butano como complemento, o como solución de emergencia en caso de que haya un corte de energía eléctrica.

El tamaño de la habitación

Medir la capacidad de calentamiento de una estufa butano no solo tiene que ver con el tamaño de la habitación, sino también con la rapidez con la que la estufa calienta ese espacio. Tanto el tamaño de la habitación, como el clima local, determinarán qué estufa de gas calentará de forma efectiva la habitación.

Cabe mencionar que las estufas de butano no deben instalarse en habitaciones demasiado pequeñas, debido a las emisiones que producen. Si deseas calentar rápidamente una habitación, opta por una estufa butano de mayor capacidad y acorde con el tamaño de la habitación.

El tipo de botella

Este tipo de estufas portátiles funcionan con gas butano (GLP), ampliamente disponible. Las estufas de gas radiante por infrarrojos requieren de una botella de gas butano de 7 kg, aunque algunas pueden requerir una botella de 5 kg.

Por lo que respecta a las estufas butano catalíticas, normalmente es necesaria una botella de 15 kg. Por lo tanto, toma nota sobre el tipo de botella que necesitarás para tu estufa portátil de butano.

Mando a distancia

Algunos modelos de estufas butano permiten controlar la configuración de la temperatura, así como la velocidad del ventilador. También hay versiones con cable, y sin clave para que la estufa pueda colocarse a una mayor distancia.

Candado para niños

Es una característica disponible en algunas estufas que impide el que los niños puedan accionar o acceder a los componentes internos de la estufa.

Temporizadores programables

Esto ayudará a ahorrar gas en la calefacción del hogar. La mayoría de estos temporizadores pueden programarse para el encendido y apagado, durante un período de 24 horas.

Ver Menos